Enfermedades más comunes en los niños. Prevención y tratamientos.

Los niños se encuentran en una etapa de desarrollo, y se ven afectados por diversas enfermedades producidas generalmente por virus o bacterias, siendo las más frecuentes las respiratorias, las de la piel y las gastrointestinales.
Es necesario conocer los síntomas de cada una de ellas y qué hacer para combatirlas.
Enfermedades respiratorias más comunes:
• Resfriados, muy comunes en épocas frías, por lo que se hace necesario evitar los cambios bruscos de temperatura para el niño, siendo vital el consumo de vitaminas y minerales para fortalecer el sistema inmunológico.
• La inflamación de los bronquios, o bronquitis generalmente son el resultado de un resfriado que no recibió la atención requerida, siendo frecuentes la tos con mucosidad elevada. Es necesario acudir al médico para tratamiento.
Enfermedades gastrointestinales más comunes:
• La diarrea. Esta debe ser tratada con abundantes líquidos para evitar la deshidratación, pues esta puede ser mortal para niños pequeños.
• El estreñimiento, debe tratarse de aumentar el consumo de agua y de fibra, favoreciendo así, al movimiento intestinal.
• Gastroenteritis, puede ocasionar pérdida de apetito, náuseas y diarreas, además de fiebre para este padecimiento es vital el tratamiento con antibióticos recetados por médicos especialistas.
Enfermedades de la piel más comunes:
• Dermatitis producida por los pañales, donde aparecen intensos enrojecimientos e irritación en zonas de glúteos y órganos genitales. Por lo que se hace necesario cambiar los panales con frecuencia exponiendo al aire libre las partes afectadas, siendo conveniente el uso de cremas protectoras.
• Varicela, aparece la fiebre y una erupción en la piel en forma de ampollas y es muy contagiosa, por lo que los enfermos no deben convivir con personas que no hayan padecido la enfermedad. Puede ocasionar vómitos, náuseas, cefalea. Es necesario un tratamiento inmediato.

Otras enfermedades:
• Paperas, donde ocurre una inflamación de las glándulas salivales, pudiendo presentar fiebre y dolor en la región inflamada. También pueden aparecer síntomas digestivos como vómitos y dolor abdominal, y encefalitis.
• La amigdalitis, causa fiebre alta, dolor de cabeza y un gran dolor en la garganta lo cual puede producir falta de apetito. El tratamiento debe ser de antitérmicos si el niño tiene fiebre y analgésicos si el dolor es elevado. Es recomendable ofrecer muchos líquidos y una dieta blanda. El antibiótico solo podrá ser recetado por el médico.
Es importante estar atento ante cualquier síntoma y acudir al médico, no auto medicar al niño, esto puede traer consecuencias peores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *